América Latina: Sacerdotes diezmados por COVID-19

Datos ofrecidos por Ayuda a la Iglesia Necesitada

América Latina sacerdotes COVID-19
COVID-19 en Venezuela © Diócesis de San Cristóbal

La Iglesia en América Latina está asumiendo el trágico impacto de la pandemia de COVID-19, que en poco más de un año ha diezmado literalmente a sacerdotes y religiosos. La fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN) en Italia ha facilitado algunas cifras sobre la dramática situación en varios estados de Centro y Sudamérica.

Venezuela y México

Los obispos de la Conferencia Episcopal Venezolana indicaron a ACN que desde marzo de 2020, cuando comenzó la pandemia de COVID-19, hasta ahora, 201 de 2.002 sacerdotes, es decir, el 10% del total, han contraído la infección. 24 de ellos, el 1,2%, han muerto.

De acuerdo con información recabada por la ACN a través del Centro Católico Multimedial (CCM), en México desde el inicio de la pandemia hasta marzo de 2021, 245 sacerdotes y religiosos han fallecido por complicaciones relacionadas con la infección del coronavirus. Entre los fallecidos hay 5 obispos, 221 sacerdotes y religiosos, 8 religiosas y 11 diáconos. Según el CCM, las arquidiócesis más afectadas son las de Guadalajara, Ciudad de México, Puebla, Morelia, San Luis Potosí, Toluca y Tlalnepantla.

Perú

En Perú, han suscitado particular conmoción las muertes de Mons. Luis Armando Bambarén Gastelumendi, obispo emérito de Chimbote y ex presidente de la Conferencia Episcopal Peruana, y del P. Eduardo Peña Rivera, capellán de la Fuerza Aérea Peruana en Piura, ambos fallecidos el pasado mes de marzo.

La pérdida más reciente, el pasado 16 de abril, fue la de don Dergi Facundo, que pasó la última parte de su vida llevando consuelo a los enfermos de COVID-19 y administrándoles los sacramentos en las regiones del norte del país.

Colombia

El pasado 11 de enero, Colombia perdió a Mons. Luis Adriano Piedrahita, obispo de Santa Marta. Según fuentes de la ACN, 12 jesuitas murieron por la infección entre abril de 2020 y enero de 2021.

La muerte del fraile franciscano Gabriel Gutiérrez Ramírez el pasado 2 de abril fue un duro golpe para los católicos de la capital colombiana. El fraile era conocido como el “ángel de los marginados” por su apostolado dirigido a los sin techo y por la creación de la fundación “Callejeros de la Misericordia”.

Bolivia

No hay datos recientes disponibles sobre Bolivia, pero a mediados de 2020 el portal Información de la Comunidad de Bolivia informó de la muerte de 13 sacerdotes por COVID-19. Uno de ellos fue Mons. Eugenio Scarpellini, obispo de El Salto. La arquidiócesis de Cochabamba perdió 5 sacerdotes el pasado mes de febrero.

Durante el año 2020 Ayuda a la Iglesia Necesitada donó más de 1,5 millones de euros y realizó 146 proyectos para ayudar a las Iglesias de América Latina amenazadas por el coronavirus. ACN apoya actualmente a unos 7.200 sacerdotes latinoamericanos.