‘Click To Pray’, se renueva la app para rezar con el Papa

Novedades de la versión 2.0. Cardenal Grech: “Con vuestro proyecto estáis dando el tono adecuado al camino sinodal”

Click to Pray Papa
Mons. Ruiz, Card. Grech, Raed, Fornos, Castellaro y Morgante en la presentación de Click To Pray © Andrea Acali. Exaudi

“Por favor, no os olvidéis rezar por mí”. El llamamiento con el que el Papa Francisco concluye cada discurso público es un estribillo familiar para todos los cristianos. Reza por el Papa, reza con el Papa. ¿Pero cómo? Sin duda, cada uno puede elegir la forma que prefiera.

Sin embargo, una herramienta muy útil, no sólo para los jóvenes más “tecnológicos”, puede ser la aplicación Click To Pray. La Red Mundial de Oración del Papa ha lanzado hoy una nueva versión de su plataforma digital de oración. Click To Pray 2.0 (versión Beta) es la aplicación oficial de oración del Papa, que ayuda a rezar por los desafíos de la humanidad y la misión de la Iglesia, y se ofrece como una propuesta de oración para el proceso sinodal.

La presentación

La nueva versión de la plataforma fue presentada durante una conferencia de prensa a la que asistió el padre Frédéric Fornos, director internacional de la Red Mundial de Oración del Papa; Mons. Lucio Ruiz, secretario del Dicasterio para la Comunicación de la Santa Sede; Bettina Raed, coordinadora internacional de Click To Pray, y directora regional de la Red de Oración del Papa en Argentina y Uruguay; Juan Ignacio Castellaro, director del proyecto Click To Pray; y Patrizia Morgante, responsable de comunicación de la Unión Internacional de Superiores Generales (UISG).

El padre Fornos comenzó contando una anécdota: “La oración en el corazón del proceso sinodal de Click To Pray ha cambiado mi vida de oración”, dijo Liliana: “Tener amigos en Brasil, Estados Unidos, Italia, España, leer en Click To Pray que alguien pide rezar o reza en su propia lengua, poder compartir con ellos y rezar por esta intención junto a ellos, crea vínculos. Cuántas personas son testigos en Click To Pray de la fecundidad de la oración en sus vidas, del apoyo que reciben a través de las oraciones de tantos.”

La oración, corazón de la misión

El sacerdote jesuita recordó las palabras de Francisco, según el cual “el corazón de la misión de la Iglesia es la oración”. Es la oración, el encuentro personal con el Señor, a la luz del Evangelio, lo que transforma nuestra vida y la de nuestras comunidades. Rezar unos por otros no es una pérdida de tiempo, como tampoco lo es guardar silencio al lado de alguien a quien queremos o que está enfermo. La oración es como la semilla en la oscuridad de la tierra que dará fruto a su tiempo”.

“Desde 2016 Click To Pray ha sido la plataforma de oración del Papa, para ayudar a rezar por los desafíos de la humanidad y la misión de la Iglesia expresada en las intenciones de oración de Francisco”, añadió. “Click To Pray apoyará el proceso espiritual del Sínodo de la Iglesia con otras propuestas, por ejemplo, rezar por la Iglesia local con las intenciones de oración de las Conferencias Episcopales que lo deseen”.

La APP

¿Pero cómo funciona la aplicación? Click To Pray 2.0, en 7 idiomas (español, inglés, portugués, italiano, francés, alemán y chino tradicional) está disponible de forma gratuita para Android e iOS. Ofrece una agenda de oración con fijación de notificaciones; el perfil oficial de oración del Papa Francisco; 3 momentos de oración al día (mañana, tarde y noche); una comunidad de oración en red y una escuela de oración con materiales para ayudar a rezar.

Más de 2,5 millones de usuarios

Hasta la fecha, Click To Pray ha llegado a más de 2,5 millones de personas en todos los continentes. Cada año, más de 400.000 usuarios rezan junto al Sucesor de Pedro por sus intenciones de oración. Es una herramienta que llega a todas las generaciones. Esta actualización, explicó Castellaro, se hizo especialmente a partir de la escucha de muchos testimonios: jóvenes, adultos, hombres y mujeres que utilizan Click To Pray para entrar en un ritmo diario de oración con contenidos diferentes cada día.

Unidos en la oración

Aprovechando la pandemia, monseñor Ruiz recordó cómo durante el confinamiento la cultura digital fomentó la oración: “Sin centrarnos en los medios de comunicación y la tecnología, conseguimos estar unidos, rezar juntos y vivir intensamente la vida de la Iglesia; porque cuando el amor es grande, todos los medios son buenos para vivir y manifestar la comunión”. Click To Pray (en la App, sitio web, Facebook, Twitter, Instagram, YouTube) es una herramienta buena y apropiada para esta comunión, porque ofrece un espacio de comunidad y apoyo en la oración. Las nuevas plataformas ofrecen una mayor interacción con diversas redes y comunidades eclesiales, y nuevas posibilidades para acompañarnos de forma personalizada en nuestra vida espiritual”.

Patrizia Morgante, por su parte, recordó cómo “el sitio web prayforthesynod.va será un espacio contemplativo virtual, donde cada creyente podrá compartir su oración por una Iglesia sinodal. Deseamos acompañar todo el camino sinodal con una actitud de oración y escucha profunda, premisa indispensable para el discernimiento comunitario al que el Papa Francisco invita a toda la Iglesia. Desde ahora y hasta el 31 de octubre, sólo publicaremos las oraciones que nos lleguen de los monasterios del mundo”, en respuesta a una carta del cardenal Grech. A partir del 1 de noviembre, pues, se invita a toda la comunidad eclesial mundial a enviar oraciones en las distintas lenguas para su publicación.

Grech: “El tono adecuado para el camino sinodal”

“Con vuestro proyecto estáis dando el tono adecuado al camino sinodal, porque no habrá camino sinodal eclesial sin oración”, concluyó el secretario general del Sínodo, el cardenal Mario Grech. “Nuestro proyecto es un proyecto de Dios, y lo digo con gran inquietud y temor porque estamos tocando lo divino. Por eso es importante la oración. Pablo VI dijo al final del Concilio que quería estimular el sentido de la Iglesia en la catolicidad. Y Guardini añadió que el Concilio fue un momento de la Iglesia que despertó a la Iglesia en las almas. El sínodo no es el Concilio, pero quizás estas citas nos den el valor que necesitamos. La razón es estimular el sentido de la Iglesia, despertar a la Iglesia, y la Iglesia no es nuestro proyecto sino el del Señor. Su proyecto nos invita a estar con él, como invitó a los discípulos antes de enviarlos a su misión”.