Llevar a Belén a los pobres que son “sacramento de Cristo”

Resumen de las palabras del Santo Padre en español

Belén pobres sacramentos Cristo
El Papa Francisco en la Audiencia General 22 dic.2021 © Vatican Media

“Hoy, quisiera llevar a Belén a los pobres que, en palabras de san Pablo VI, son sacramento de Cristo” ha expuesto el Papa.

Durante la audiencia general en el Aula Pablo VI de hoy miércoles 22 de diciembre de 2021, el Santo Padre ha centrado su meditación en la Navidad, que ya está cerca (Lectura: Lc 2,10-12).

Reconocemos a los pobres del mundo

Francisco reflexionó en estos momentos cercanos a la Navidad sobre el nacimiento de Jesús, “que al entrar en el mundo no encontró sitio en la posada”. “Fueron el ángel y la estrella los que lo anunciaron y guiaron a los pastores y a los magos hacia Él”. En estos personajes, explica el Pontífice, “reconocemos a los pobres del mundo que son conscientes de su fragilidad y también a los que teniendo posición o riquezas no viven sometidos a ellas”.

De este modo, el Santo Padre hace una invitación a seguir su ejemplo, “a recorrer la vía de la humildad, la única que conduce hacia el Señor, y volver, como ellos, trasformados y glorificando a Dios por las maravillas que habían visto y oído.

Jesús, verdadera Luz del mundo

Asimismo, el Pontífice indica que “la estrella, luz creada, nos lleva a adorar a Jesús, verdadera Luz del mundo”. Por eso, para seguirla “hay que buscar, ponerse en camino, correr riesgos, pedir, preguntar e, incluso, equivocarse”. El Obispo de Roma también quiere “llevar a Belén a los pobres” que, en palabras de san Pablo VI, “son sacramento de Cristo, y también a aquellos que creen no tener Dios, para que puedan comprender que sólo en Él se colman los anhelos y se llega a ser profundamente humanos”.

Finalmente, al saludar a los peregrinos de lengua española, el Sucesor de Pedro recordó que “el nacimiento de Cristo llene sus corazones y el mensaje de los ángeles: ‘Paz en la tierra a los hombres que ama el Señor’ presida sus vidas, recordando que Dios nos ha amado primero. Que el Señor los bendiga. Muchas gracias y feliz Navidad”, concluye.